‘Cuento del ceniciento o la cenicienta’, de Emili Teixidor

Cuento del ceniciento o la cenicienta

El cenicero solo es cero cuando no contiene ninguna colilla. Cuando tiene una, se llama ceniuna. Si tiene dos, cenidós, y así: cenitrés, cenicuatro, cenicinco… hasta ceniciento. Al llegar a cien colillas, el cenicero se convierte en ceniciento o cenicienta, depende del sexo. Y tiene que empezar a trabajar para limpiar la casa de cenizas y suciedad.

*

De los Cuentos de intriga de la hormiga Miga, libro de relatos (muy) breves cuyo único defecto quizá sea el título: aunque rime, como todos los títulos de la serie de Miga, a mi modo de ver no son cuentos de intriga, sino de ingenio y creatividad lúdica. No incluyo ilustración de Gabriela Rubio porque no la hay para este cuento.

  • Emili Teixidor, Cuentos de intriga de la hormiga Miga. Ilustraciones de Gabriela Rubio. SM (El barco de vapor, serie azul, 104), Madrid, 2001 (10.ª ed. en 2008). ISBN 978-84-348-7756-6.

6 Respuestas a “‘Cuento del ceniciento o la cenicienta’, de Emili Teixidor

  1. Como mis hijos crecieron, me quedé en los primeros títulos de la hormiga Miga, no conocía este de relatos breves. Creo que me va a ser muy útil con mis alumnos pues, si se parece a este, pueden ser muy aprovechables para chicos de secundaria. Gracias por la referencia.

    • Hola, Elisa:

      Gracias, como siempre, por tus comentarios. No estoy seguro de que sea el cuento más representativo, en el sentido, al menos de que la mayoría los protagonizan animales. Pero son animales muy humanos y entiendo que en general no son los más esperables en una colección que se presenta como dirigida a partir de 7 años.* Es posible que algún otro cuento te pueda servir para Secundaria.

      Un abrazo

      *Esto no es una ironía contra la clasificación elegida. Es más bien un libro tirando a inclasificable, incluso en ese modo laxo del “a partir de”.

  2. Estoy seguro de que a Brun (que sigue en buena forma y creciendo pese a las interrupciones) le interesaría ojear un libro partiendo de la premisa del ceniciento o la cenicienta.😉

  3. Los cuentos de la hormiga Piga han sido una de las lecturas preferidas de mis hijos (ya son adolescentes). Me temo que me pasa como a Elisa, me he desconectado de la literatura infantil con lo que tiene de tesoro.

    • Supongo que los padres también dejamos atrás etapas, en el empeño de acompañar a los hijos, y hay cierta incompatibilidad entre el género infantil y el juvenil, donde apenas cabe, por ejemplo, la ingenuidad. Pero ¿nunca es tarde si la dicha es buena? Hay en efecto tesoros, en ese campo.

      Por otro lado, hablando de Teixidor, quizá todos los que hemos crecido en Cataluña hemos tenido algún libro suyo como favorito, desde aquella ya lejana Màquina de lligar boira.

      Buen curso nuevo

Comentarios

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s